El mercado inmobiliario, algo inalcanzable para los más jóvenes.

Al no tener ahorros y la poca educación financiera, los jóvenes se ven afectados por los altos precios de los alquileres además de que es poco factible que puedan adquirir una vivienda.

La realidad en México es que la situación laboral es incierta y mas compleja cada vez. Los hábitos laborales se han visto afectados por el confinamiento y los pocos emprendimientos se han caído por la inestabilidad económica. Los puestos fijos en las empresas internacionales incluso se han visto afectados y todos están viviendo el hecho de que ningún empleo es eterno por más tiempo que lleves ejecutándolo. 

Viendo este contexto, hace entender que los más jóvenes lo tienen más difícil, ya que se encuentran empezando sus etapas laborales o los sueldos que perciben son tan bajos que acceder a las prestaciones inmobiliarias les es poco factible. 

Comprar una casa es un proyecto poco recurrente ya que los salarios son bajos, los jóvenes no cuentan con ahorros y los bancos no están dispuestos a prestar grandes cantidades de dinero a aquellos que sus ingresos son insuficientes para afianzar este apoyo.

Por esto si necesitas asesoría para este servicio contáctanos y uno de nuestros agentes se comunicará de inmediato para dar seguimiento a tu solicitud.  

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest